El Secreto de adeline ¿Eterna Juventud?

¿Alguna vez que sean preguntado si es posible vivir tantos años, y ser testigo de grandes acontecimientos mientras los demás mueren? El siguiente film es una muestra de esa pequeña interrogante que quizás muchos se han realizado. Se dice muchas veces que el tiempo es oro, pero, porque no mejor pensar que el tiempo es vida, vida que se nos consume poco a poco pero que nos enseña de muchas menares sobres las pequeñas cosas de la vida. La siguiente película es solo el comienzo de esta interrogante, con esto, no se busca una respuesta exacta, sino un posible camino para generar nuevas preguntas.

El secreto de Adaline, es un film de género romance/fantástico dirigida por Lee Toland Krieger y escrita por J. Mills Goodloe y Salvador Paskowitz. Fue estrenada en el 2015 fue protagonizada por Blake Lively y Michiel Huisman. La historia versa sobre la vida de Adaline Bowman (Blake Lively ) quien es una mujer que nace en 1908. Al pasar el tiempo Adaline conoce en un paseo por los alrededores del puente Golden Gate a un ingeniero, hombre que se convierte en su esposo y con quien tendrá una hija llamada Fleenimg. Sin embargo, su esposo muere y ella tiene un accidente automovilístico. Un rayo cae sobre el carro y causa un efecto extraño; a pesar de que su corazón se reanima, su cuerpo sale del estado de hipoxia y ella se hace inmune al paso del tiempo, un extraño síndrome jamás visto.

Adeline pasará el resto de su vida huyendo por este extraño accidente, viaja a distintos estados para no ser descubierta por su enfermedad. Cansada de no saber qué hacer con su enfermedad, llega a la conclusión de que no hay una explicación para eso. Con el paso de las décadas ella aún tiene 29 años, edad a la que tuvo su accidente. Asombrosamente ella deja de envejecer por décadas. No obstante, esto hará que Adeline lleve una vida solitaria y alejada de todo aquello que pueda revelar su secreto. Un encuentro fortuito con el filántropo Ellis Jones (Michiel Huisman) hace que su vida cambie por completo, no solo porque debe cuestionarse sobre el amor, sino porque es hijo de Ellis (Harrison Ford) hombre del cual se enamoró en décadas pasadas. En definitiva este nuevo encuentro con su paso la llevara a tomar decisiones en torno al amor y su secreto.

De este film podemos tomar varios elementos, si bien es cierto que se trata de una película de fantasía, la historia es tan muy bien estructurada se siente que esa enfermedad puede ser posible. Ya que el director Krieger en conjunto con sus escritores realizan una excelente puesta en escena. No solo se trata de lo delicado que puede llegar a ser las relaciones de pareja sino también lo incomprensible. Lo necesario que es el amor para la vida de las personas. Y lo cansada que se puede sentir Adeline al tener que estar huyendo todo el tiempo de las fotos, los amores y los lugares. ¿Entonces es posible querer vivir tanto tiempo?

Quizás la respuesta inmediata podría ser no, pero la verdad es que con este film te quedan muchas interrogantes sobre la vida sin envejecer. Pero también la importancia de envejecer, no solo por la experiencia que se va adquiriendo, sino también, por el cambio que todo cuerpo y alma necesitan. El miedo a enamorarse también es un elemento fundamental, en este film, la honestidad y la sinceridad así como la confianza es lo que le permite Adeline poder encontrar un mejor camino de aceptación para su enfermedad. El encuentro con los papas de Ellis, la invitan a reflexionar nuevamente su vida y sus intereses, y a poner sobre la mesas sus nuevas prioridades, para este siglo en el que está viviendo nuevamente a sus 29 pero de manera sobria y distinta.

María Sequera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *